Diputado Martín Lema hará pedido de informes ASSE gasto de $20.000000 sin justificar.

Auditoría en ASSE reveló que se gastaron $20 millones sin justificación

En la rendición de cuentas, de abril de 2013, de la Administración de Servicios de Salud del Estado (ASSE) figura una salida de $20 millones “sin un documento que justifique su salida ni la recepción de dicho importe”, según expresa el documento de la auditoría interna a la que tuvo acceso El Observador.

El Hospital Pasteur tenía contratado a un contador que realizaba las rendiciones de cuentas mensuales, a partir del cual extrajeron varias irregularidades.

Del período analizado, entre enero de 2012 y junio de 2013, “no existen” los registros contables de los movimientos financieros de la Comisión de Obras, figura una suma de US$19.411 que no tienen asignada una obra para ejecutar y existen deficiencias en las firmas de varias órdenes de compra.

El documento era solicitado por el diputado Martín Lema desde el mes de junio, pero recién el 9 de diciembre ASSE le dio los datos de la auditoría interna. “En un pedido de informes voy a solicitar información de a donde fueron los fondos, que se acredite que hayan llegado a destino y, en el caso de que no se sepa explicar, a solicitar quién es el responsable”, aseguró el diputado a El Observador .

Desde la Administración de Servicios de Salud aseguraron a El Observador que se han tomado “medidas correctivas” para evitar situaciones como éstas, que implican que los directores de hospitales comenzaron a vigilar el funcionamiento de las empresas terciarizadas. Por otro lado, reiteran que las auditorías fueron solicitadas desde ASSE y que en el momento en que ocurrieron las irregularidades habían representantes de la oposición en el directorio.

ASSE realizó, el año pasado, una serie de auditorías luego de que un exdirector en representación de los trabajadores del directorio, Alfredo Silva, fuera procesado sin prisión por un caso de corrupción que involucraba a una empresa de limpieza contratada a partir de licitación para varios hospitales.

Las auditorías también revelaron “debilidades en procesos de contratación” de empresas tercerizadas, en los controles financieros y horas de descanso. Evidenciaron que existían trabajadores que tenían un “doble vínculo con ASSE”: trabajaban como funcionarios públicos y también como tercerizados, por lo que cobraban doble.

 

Fuente: Observador