Edil Diego Rodríguez: compra de inmueble para la Intendencia irá a la Justicia porque “el FA no quiso investigar”

Tras la polémica compra de la Intendencia de Montevideo (IM) de un inmueble que sería para el Laboratorio de Regulación Alimentaria y que finalmente quedó sin efecto, se conformó una Comisión Investigadora que al poco tiempo quedó trunca. El Partido Nacional (PN) llevará el tema a la Justicia, dado que “el Frente Amplio (FA) por cuidar a los suyos, nos cercenó la posibilidad de seguir investigando”, aseguró a CRÓNICAS el edil Diego Rodríguez. Dijo también que el intendente Daniel Martínez “está en el debe” con respecto a sus promesas de campaña.
Por Magdalena Raffo | @MaleRaffo
-La Comisión Investigadora de la Junta Departamental que estudiaba la compra del inmueble para el Laboratorio de Regulación Alimentaria de la IM, culminó su trabajo repentinamente. ¿Qué fue lo que pasó?
-Nosotros conformamos la Investigadora para conocer lo que pasó con la compra del famoso inmueble de la calle Penco, que quedó fallida por todo lo que se generó, pero el intendente había firmado una resolución para adquirirla.
-Por el doble del precio al cual se había vendido dos días antes a privados.
-Exacto. Tres operadores inmobiliarios que se presentaron como personas físicas –lo cual le suma otro manto de oscuridad al proceso- compraron la casa por 750 mil dólares, y a las 48 horas se lo vendieron a la Intendencia por el doble: 1.500.000 dólares. Además, el pliego de condiciones que la IM estaba solicitando era un traje a medida, es decir, coincidía tal cual con las características del inmueble.
-¿A raíz de eso conformaron la Investigadora?
-Quisimos conformar la Investigadora, que salió también con los votos del oficialismo, pero en el proceso de investigación hubo varios palos en la rueda. Uno entiende que la bancada del FA quiere defender al intendente que es de su propio partido, pero no se puede tapar el sol con un dedo.
“La compra estaba arreglada, porque si no había nada que ocultar, no habría quedado sin efecto”
-¿Se refiere a que el FA intentó dificultar el proceso de investigación?
-Sí. Quisimos llamar a los funcionarios que participaron del proceso licitatorio y el FA empezó a decir que mejor a los funcionarios de carrera no, que solo llamáramos a los políticos.
-¿Por qué?
-Porque el funcionario de carrera no está atado políticamente a nadie, entonces, sí supo que un director hizo tal cosa y no se amparó en la ley, puede venir y manifestarlo. Nuevamente el FA por cuidar a los suyos, nos cercenó la posibilidad de seguir investigando.
Ahí fue cuando yo propuse que llamáramos al primer funcionario político de todos, que es el intendente. Votaron a favor de que viniera, pero al otro día llamaron a una Comisión extraordinaria y esa resolución se dejó sin efecto, por lo cual no vino.
Está faltando coherencia política, seriedad, respeto… ¿La bancada oficialista no pudo hablar con el intendente antes de votar a favor de que viniera? Obviamente él los llamó y les dijo que no iba a venir. Ante todos los palos en la rueda que nos pusieron, entendimos que no querían investigar y culminamos el proceso de la Investigadora.
diego-rodriguez3-¿Cree que desde un principio no estaban dadas las condiciones para investigar?
-Yo creo que las condiciones están, el problema es la manera en que lo hacen los ediles del FA. No hay una coordinación entre la bancada de gobierno y el Ejecutivo departamental, y muchas veces el FA se cree impune en el poder.
-¿Finalmente no pudieron llegar a ninguna conclusión sobre la compra?
-No pudimos llegar a conclusiones porque no se nos dejó investigar. En realidad hay presunción de irregularidades.
-Pero no tienen pruebas concretas.
-Las pruebas están en la observación del Tribunal de Cuentas; en la resolución de compra firmada por el intendente; en el expediente, donde queda claro que es un traje a medida del inmueble; en los terceros que participan en el mercado inmobiliario y se presentan como personas físicas, y dos días después se lo venden a la IM al doble. Eso ya estaba “cocinado”, es así y la Justicia lo dirá.
-¿La propuesta de denunciarlo ante la Justicia surge por no haber podido investigar?
-Por supuesto, al cercenarnos la posibilidad de investigar y quitarnos nuestra facultad de contralor, no nos queda más remedio que ir a la Justicia. Ahí van a empezar a llamar y van a tener que ir todos, y será la Justicia la que diga si hubo irregularidades o no.
-¿Cuándo se va a presentar la denuncia?
-La estamos elaborando y calculamos que a fin de mes o a principios de agosto la vamos a presentar.
“Martínez está en el debe porque hace dos años que asumió y no cumplió ninguna de las promesas que hizo”
-Más allá de la resolución firmada por Martínez, ¿no se sabe quién fue el que tomó la decisión de hacer la compra?
-No. Nosotros lo que tenemos es la información de la resolución, pero fue una compra que estaba arreglada, porque si estaba todo bien, si no había nada que ocultar, si estuvo todo amparado al debido proceso, ¿por qué quedó sin efecto? Eso agrava el problema.
-Según el informe en mayoría, presentado por la edila frenteamplista Adriana Barros, no había dudas en cuanto a que el procedimiento licitatorio se ajustó a Derecho.
-Ella se ampara en el informe que le hizo Jurídica de la Junta Departamental y los asesores políticos en materia legal del FA, pero eso lo va a decir la Justicia, no la edila Barros.
“La IM nunca recaudó tanto como ahora, pero no lo vuelca en obras”
-¿Cómo evalúa la gestión de Martínez?
-Yo creo que está en el debe, hace dos años que asumió y no cumplió ninguna de las promesas que hizo. Yo presenté 12 proyectos y no me han llamado, recién ahora hay uno que se está moviendo, pero presento los proyectos en Comisión y el FA los encajona.
-¿Cuál es el que se está moviendo?
-Un proyecto para que los ciudadanos que se tomen el ómnibus en horario nocturno no tengan que descender en la parada establecida, sino que puedan hacerlo cuando lo deseen, más que nada por un tema de seguridad. Eso le sale cero peso a la IM. Todavía no hemos tenido respuesta, pero llevé la propuesta al Consejo Consultivo de Transporte y tiene el apoyo de Cutcsa, que no es poca cosa.
“Cuando nos tapa la basura Martínez llama a los militares o culpa a Adeom o a la anterior intendenta”
-Volviendo a la gestión, decía que Martínez está en el debe. ¿Por qué?
-Porque la IM nunca recaudó tanto como ahora, producto de la patente de rodados, los tributos y las multas del Centro de Gestión de Movilidad, pero no lo vuelca en obras. Hace un año se votó un Fondo Capital con los ediles de [Edgardo] Novick por el cual Montevideo se endeudó por 100 millones de dólares por 20 años, y no hay ni una bolsa de portland en la calle.
Me parece que tiene buenas intenciones –nadie está en un cargo como ese para hacer las cosas mal-, pero le falta planificación y gestión, porque cuando nos tapa la basura llama a los militares o culpa a Adeom o a la anterior intendenta, siempre la culpa la tiene otro.