Luis Lacalle Pou expuso sobre "El Uruguay del siglo XXI”

Luis Lacalle Pou expuso sobre "El Uruguay del siglo XXI”

Luis Lacalle Pou expuso sobre “El Uruguay del siglo XXI”

Sin indirectas

Lacalle Pou cuestionó falta de presupuesto para las Fuerzas Armadas y criticó al PIT-CNT por pedir aumento de aportes patronales.

Fiel a la tónica que viene desarrollando en la gira que ha realizado por el interior, el senador nacionalista Luis Lacalle Pou aprovechó una charla en Montevideo sobre “El Uruguay del siglo XXI” para volver a criticar duramente al gobierno y a algunas de las disposiciones que éste pretende impulsar en el proyecto de ley de Presupuesto, actualmente a estudio de la Cámara de Senadores.

Entre otras cosas, Lacalle Pou advirtió que las autoridades de la Armada Nacional hablan de un “desmantelamiento” de su fuerza a nivel presupuestal. “Luego, cuando se da vuelta una embarcación y hay un derrame se llama a la Armada. Nos acordamos de las Fuerzas Armadas sólo cuando las necesitamos, después las criticamos”. El ex candidato a la presidencia por el Partido Nacional sí coincidió en la necesidad de “redimensionar” a las Fuerzas Armadas, pero dijo que en el cuidado del mar la Armada debe ser fundamental, porque “Uruguay tiene intereses enormes y millonarios” en esa área.

También aprovechó para criticar al ministro de Defensa Nacional, Eleuterio Fernández Huidobro, quien, sostuvo, dijo estar dispuesto a vender inmuebles de su cartera para financiar la compra de nuevas embarcaciones. “Ojalá que los que hablan mucho y muy bonito guarden también una proporción en que también hagan mucho y muy bonito”.

Lacalle Pou también cuestionó al PIT-CNT, que respalda el proyecto de ley que crea un fondo de garantía de los créditos laborales en caso de insolvencia financiera, que implica un aumento de los aportes patronales. “En un [período de] enlentecimiento no podemos pedir el aumento de los aportes patronales. Lo que se va a lograr así son menos fuentes de trabajo, y nuestro desvelo tiene que ser el trabajo, el trabajo de calidad”.

La conferencia fue organizada por la agrupación Corriente Renovadora Nacionalista, que orienta el ex diputado y actual director de la Agencia Nacional de Vivienda, Gustavo Borsari, y se llevó a cabo en la propia sede nacionalista, colmada de un público que sufrió la falta de aire acondicionado.

El senador aprovechó para defender las propuestas de su sector y cuestionar las respuestas que ha obtenido desde el gobierno, ejemplificando con lo ocurrido respecto de la elección de horas docentes en secundaria. “Hicimos una serie de propuestas y tuvimos dos respuestas: la ministra María Julia Muñoz nos dijo que era ‘ridículo’, y el Codicen [Consejo Directivo Central de la Administración Nacional de Educación Pública], que eso ‘ya se estaba haciendo’, lo que tampoco era cierto, pero si fuera cierto podrían decir ‘¡qué bueno que estamos de acuerdo!’”. Luego, el ex candidato recordó que todo terminó en una “tregua”, en la que si bien se dice que “nadie perdió, los que perdieron fueron los alumnos”.

En la previa de las elecciones de representantes docentes en los organismos de la enseñanza, Lacalle Pou aprovechó para criticar la decisión del gobierno de no darle participación a la oposición: “No debe haber un uruguayo que entienda que la educación debe estar en manos de un partido, de una ideología. Justo ahí es donde debemos estar más diversos”. Sin embargo, aclaró que no se trata de un reclamo, porque la decisión del Ejecutivo ya está tomada.

No fue la primera vez que Lacalle Pou habló de la existencia de una “mayoría social” que, según describió, “está esperando una serie de medidas en la que todos están de acuerdo”. “Hay una mayoría social que entiende que los chiquilines no pueden perder más días de clase. Que quiere que se los evalúe, se les tome exámenes, se les exija, que no comparte aquello del pase social -que aunque no aprendiste te tengo que pasar porque tengo que llenar un formulario-”.

Lo interno y lo externo

Para Lacalle Pou, si el gobierno fue responsable de la bonanza económica, también debe serlo por el actual enlentecimiento. Y si bien dijo que es obvio que el país está sujeto a los efectos de la economía mundial, “si luego de diez años de bonanza económica, el cambio en el extranjero que se venía anunciando desde 2012 genera que miles de compatriotas pierdan su trabajo, entonces el tema es que no fuimos capaces de generar fuentes de trabajo sostenibles y remuneradas. Cuando se empieza tan mal, ¿la culpa son los del mundo o también será del gobierno del Frente Amplio, que no hizo las cosas que tenía que hacer?”.

A continuación, el ex candidato dijo que el país “se ha perdido una chance enorme de generar acuerdos comerciales”, defendió su idea de hacer un Tratado de Libre Comercio (TLC) con Cuba (dijo que Uruguay y la isla son “países complementarios”), sostuvo que el Mercosur tiene que lograr un TLC con la Unión Europea pero también uno con China. “¿No será el momento de tomar decisiones más osadas y de más imaginación?”, se preguntó, para luego pedir por un presidente “más firme en el timón”, con “más certezas sobre hacia dónde está yendo Uruguay”.

Inmediatamente se interiorizó en el Presupuesto, y dijo que allí no se ven recursos para hacer obras de infraestructura. Así, comparó la situación con la de Estados Unidos en los años 30, cuando el presidente Franklin Roosevelt llevó adelante el New Deal, con el que buscó abatir las consecuencias de la crisis económica de 1929.

Tras criticar el nulo aumento que recibe el Poder Judicial, la Corte Electoral y el Tribunal de Cuentas en el proyecto de ley de Presupuesto (lo que, según fundamentó, implicará una restricción de las libertades), Lacalle Pou sostuvo que cuando termine el actual gobierno, evaluará su gestión de una peculiar manera: “Le vamos a poner una calificación con el ‘ISO Libertad’. Si la gente se siente más libre, entonces se habrá cumplido con la tarea; si no, habrá fracasado”.

Por último, sostuvo que el PN debe ampliar lo más posible su base social. “[El partido] debe ser cada vez más amplio, cada muro que aparezca lo tenemos que tirar más abajo, tenemos que integrar, compartir y tolerar”, expresó.

El encuentro finalizó con una “sorpresa” que había sido anunciada por Borsari: se reprodujo un discurso del caudillo nacionalista Wilson Ferreira Aldunate, junto a una foto de éste con el ex diputado, por entonces un joven militante.

 

Fuente: La Diaria

Related Articles

Close