Proyecto de ley del diputado Martín Lema sobre modificaciones a la ley de regulación de las técnicas De reproducción humana asistida

Proyecto de ley  del diputado Martín Lema sobre modificaciones a la ley de regulación de las técnicas  De reproducción humana asistida

Proyecto de ley del diputado Martín Lema sobre modificaciones a la ley de regulación de las técnicas De reproducción humana asistida

 

PROYECTO DE LEY

 

MODIFICACIONES A LA LEY DE REGULACIÓN DE LAS TÉCNICAS DE REPRODUCCIÓN HUMANA ASISTIDA

 

Artículo único.- Sustitúyase el artículo 5 de la Ley Nº 19.167, de 22 de noviembre de 2013, por el siguiente:

“Artículo 5º.- (Procedimientos de reproducción humana asistida de alta y baja complejidad y su cobertura).- A los efectos de la presente ley se definen las técnicas o procedimientos de baja complejidad como aquellos procedimientos en función de los cuales la unión entre el óvulo y espermatozoide se realiza dentro del aparato genital femenino.

Dichas técnicas o procedimientos quedan comprendidos dentro de los programas integrales de asistencia que deben brindar las entidades públicas y privadas que integran el Sistema Nacional Integrado de Salud y serán financiados por este.

Las técnicas o procedimientos de alta complejidad son aquellas en virtud de las cuales la unión entre óvulo y espermatozoide tiene lugar fuera del aparato genital femenino, transfiriéndose a este los embriones resultantes, sean estos criopreservados o no.

Dichas técnicas o procedimientos serán parcial o totalmente subsidiados hasta un máximo de tres intentos, a través del Fondo Nacional de Recursos.

Las prestaciones a brindarse incluyen los estudios necesarios para el diagnóstico de la infertilidad así como el tratamiento, material de uso médico descartable y otros estudios que se requieran, el asesoramiento y la realización de los procedimientos terapéuticos de reproducción humana asistida de alta y baja complejidad, las posibles complicaciones que se presenten y la medicación correspondiente en todos los casos.

En ningún caso la edad de la mujer podrá ser impedimento o condición para el financiamiento o subsidios de las técnicas y procedimientos de baja y alta complejidad por parte del Sistema Nacional Integrado de Salud y el Fondo Nacional de Recursos, sin perjuicio de lo establecido en el artículo 7 de la presente Ley”.

 

Montevideo, 2 de febrero de 2017.

 

Martin Lema

Diputado Nacional

 


 

 

 

 

 

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

La Ley 19.167, de 22 de noviembre de 2013, estableció en su artículo 5º, los procedimientos de reproducción humana asistida de alta y baja complejidad y su cobertura.

Se dispuso que las técnicas o procedimientos de baja complejidad fueran incluidos “…dentro de los programas integrales de asistencia que deben brindar las entidades públicas y privadas que integran el Sistema Nacional Integrado de Salud y serán financiados por este, cuando la mujer no sea mayor de 40 años”. Asimismo, se estableció que las mujeres mayores de 40 años serian igualmente cubiertas por el Sistema Nacional Integrado de Salud durante los 24 (veinticuatro) meses siguientes a la fecha de promulgación de la ley. Las técnicas o procedimientos de baja complejidad fueron reglamentados por el Decreto Nº 311/014 de 30 de octubre de 2014.

Respecto de las técnicas o procedimientos de alta complejidad la Ley estableció que debían ser parcial o totalmente subsidiados hasta un máximo de tres intentos, a través del Fondo Nacional de Recursos, con el alcance y condiciones que la reglamentación estableciera.

El Decreto reglamentario Nº 84/015 de 27 de febrero de 2015, reglamenta las técnicas de reproducción asistida referidas en el párrafo anterior, disponiendo en su artículo 7º que “…Serán de aplicación a toda persona mayor de edad y menor de cuarenta años a la fecha de promulgación

 

 

 

 

del presente Decreto…”

Resulta dudosa la legalidad de esta disposición reglamentaria, dado que establece una limitación de edad que la Ley no realizó. Si el legislador hubiese querido limitar la edad de la mujer en el caso de las técnicas de alta complejidad, así lo hubiese dispuesto a texto expreso al igual que lo hizo con las técnicas de baja complejidad en el mismo artículo.

A su vez, el Decreto Nº 84/015, al igual que lo dispuesto en la Ley para técnicas de baja complejidad, estableció un período de 24 meses para los procesos de alta complejidad durante los cuales no se tomará en cuenta la limitante de edad. Dicho plazo vence el 27 de febrero de 2017, por lo tanto, a partir de dicha fecha las mujeres mayores de 40 años que deseen realizar técnicas de alta complejidad, no estarán alcanzadas por la cobertura y subsidio del Sistema Nacional Integrado de Salud y el Fondo Nacional de Recursos.

El presente Proyecto de Ley pretende generar una mayor justicia social al permitir que toda mujer mayor de 40 años que se encuentre  en condiciones de realizar procedimientos de baja o alta complejidad, pueda acceder a los mismos con los beneficios económicos que el marco jurídico establece.

 

Montevideo, 2 de febrero de 2017.

 

 

Close