Senador Álvaro Delgado: “Ancap está quebrada, si no fuera del Estado cerraba”

El senador del movimiento Todos, del Partido Nacional, fue el denunciante que llevó a la creación de la comisión investigadora sobre Ancap, que el viernes terminó su trabajo y presentará sus informes en febrero próximo con la apertura de un nuevo período legislativo.

Delgado adelantó en entrevista con El País que el caso Ancap será enviado a la Justicia porque hay sospechas de que hubo ilícitos durante las gestiones en los gobiernos del Frente Amplio. “Lo peor es que esto termine en nada”, dijo el senador.

En agosto comenzó a funcionar la comisión investigadora del Senado sobre Ancap, que el viernes mantuvo su última sesión. Para la oposición no fue fácil lograr que el Frente Amplio aceptara la creación de la investigadora. De hecho la coalición oficialista nunca había habilitado que se indagara sobre las gestiones de las empresas del Estado desde 2005, cuando llegó al gobierno por primera vez. Ni siquiera en el caso Pluna que terminó en la Justicia penal. La de Ancap fue la primera, y a las doce denuncias que presentó el Partido Nacional a través del senador Álvaro Delgado, se sumó un duro enfrentamiento en el gobierno y el Frente Amplio entre dos bloques: uno liderado por el expresidente y actual senador José Mujica —que defiende al vicepresidente y extitular de Ancap, Raúl Sendic—, y el otro por el exvicepresidente y actual ministro de Economía, Danilo Astori. En medio de este panorama, el presidente Tabaré Vázquez salió a confirmar que el gobierno capitalizará Ancap en unos US$ 750 millones, y que evalúa la remoción de directores y gerentes, dos anuncios que abonaron la polémica entre los bloques mujiquistas y astoristas. Para los partidos de la oposición, la proyectada capitalización viene a confirmar que Ancap está técnicamente quebrada, y coinciden en que el primero que debe dejar su cargo es el actual presidente de la empresa pública, José Coya, que integra el sector de Sendic. Pero en los planes de Coya no está irse.

—Luego de cuatro meses de trabajo de la comisión investigadora, ¿qué balance hace?

—Esta comisión se creó cuando varios desconfiaban de la seriedad de las denuncias. La investigadora fue una oportunidad de utilizar un instrumento de contralor parlamentario que había estado vedado en estos últimos diez años por la mayoría parlamentaria del Frente Amplio. El tiempo fue confirmando nuestras denuncias. Lo importante de esto es que fue un ejercicio de transparencia. Ahora todos se echan las culpas, José Mujica a Danilo Astori, Astori a Raúl Sendic, pero lo que está claro es que sin comisión investigadora nada de esto se hubiera conocido. El Frente Amplio siempre barrió para abajo de la alfombra. Esto sirvió para que la gente se enterara, porque el ciudadano es el principal accionista de Ancap y el primer perjudicado con estas gestiones. Una de las cosas más importantes de la comisión es que habíamos logrado un equipo con José Carlos Cardoso y en medio del trabajo él sufrió un accidente.

—El senador Luis Lacalle Pou afirmó la semana pasada que a su entender hubo delito en la gestión de Ancap. ¿Cuáles son las conclusiones que usted extrae de estos meses de trabajo en la comisión?

—Lo primero para decir es que todos, por acción o por omisión, son culpables. Hubo varios gerentes de primera línea que se negaron a venir. Los que no vinieron aumentan las dudas. Acá hubo errores de gestión, se tomaron decisiones inconvenientes para la empresa y para el país, hay irregularidades que derivan en responsabilidades políticas, y hay otras situaciones donde presumimos que ha habido ilícitos. Y eso va a ir a la Justicia para que determine responsabilidades. Lo peor que puede pasar es que esto termine en nada. Hay que hacerse cargo y no tratar de zafar de las responsabilidades. Hay responsabilidades políticas y administrativas.

—¿Qué es lo más grave que encontró de todas las denuncias que presentó?

—Hay mucha cosa diferente, como presunción de ilícitos, cosas irregulares, de gestión. Tenemos que ser claros al determinar responsabilidades. Lo peor de esto fue la actitud, la soberbia, la falta de autocrítica, la actitud cultural de decir “acá no pasa nada”. Como hizo José Coya, como hizo Raúl Sendic, que ni siquiera reconocen errores. Esa actitud es la que hay que cambiar. Lo que nadie desconoce es que Ancap está técnicamente quebrada. Si no fuera estatal habría cerrado ya. Más allá de la discusión sobre gastos reconocidos o no, del déficit a causa del dólar, del subsidio del boleto, de los pisteros, de las transferencias, en fin, más allá de eso, Ancap siguió funcionando como si nada ocurriera. Es como si el Titanic hubiera advertido el iceberg y hubiera seguido avanzando y acelerando. Ante esto lo primero que debió hacer el directorio es cambiar el ritmo, reprogramar inversiones, bajar costos, y no llegar al colapso. Nunca hubo autocrítica. En 2014 aumentaron los honorarios y contrataciones en un 33% respecto al 2013. Fueron US$ 85 millones. Aumentaron la publicidad en 2014.

—Desde el Frente Amplio se dice que la comisión investigadora tuvo como objetivo dañar la imagen de Sendic, que puede llegar a ser uno de los candidatos presidenciables del oficialismo en 2019. ¿Se buscó bloquear electoralmente a Sendic?

—No, para nada. Siempre hemos sido respetuosos en la investigación. Las conclusiones las va a sacar el Senado, la Justicia o la gente. Sendic es uno de los principales responsables pero no es el único. Coya también lo es, Astori lo mismo. Si todos sabían, ¿por qué no se paró antes? Pedimos el acta de la sesión del Consejo de Ministros donde se dio esta discusión, y donde Astori y otros ministros dicen una cosa y Mujica dice otra.

—¿Considera que algunas de las decisiones que se tomaron, como el arreglo extrajudicial con Exor o las contrataciones directas de la agencia de publicidad y de la empresa de camiones para trasladar cal a Brasil fueron hechas para favorecer a amigos de Sendic?

—Hay decisiones inexplicables, contradictorias incluso. Por ejemplo, si a Exor se dice que lo invitó Pdvsa ¿por qué le tiene que pagar Ancap? Además, ¿para qué un intermediario sin licitación cuando el negocio es entre dos empresas estatales? La planta desulfurizadora se presupuestó en US$ 118 millones y se terminó pagando US$ 421 millones. En la planta de cal, donde hay irregularidades o ilicitudes manifiestas, se le dio en forma directa sin licitación el transporte de la cal a una empresa brasileña, con camiones brasileños, choferes brasileños. Además se le dio un adelanto a cuenta de flete. ¿Para qué? ¿Para que comprara camiones esa persona? La agencia de publicidad era la agencia de ALUR y se la contrató bajo protesta del Tribunal de Cuentas.

—El senador frenteamplista Leonardo De León, del grupo del vicepresidente Sendic, acusó al Herrerismo y a gente del Frente Amplio, como Astori, de querer llevar a Ancap a la privatización. ¿Es eso lo que se pretende?

—Claro que no. La mejor defensa de las empresas públicas es tenerlas bien. Los que dicen defenderlas, las funden, las llevan a esta situación.

—¿El Partido Nacional va a apoyar el proyecto de ley para la capitalización de Ancap?

—Para que suceda eso y para la recapitalización de Ancap tiene que haber requisitos. Y tiene que ver con medidas de gestión. Hay que cambiar el rumbo. Se habla de un nuevo ciclo, pero debe ser sin hacer las cosas como antes y sin los mismos protagonistas. Obviamente Coya debería descomprimir la situación dando un paso al costado.

 

Fuente: El País

Senador Álvaro Delgado: ANCAP habría pagado un sobreprecio de 400 mil dólares por la descarga de un petrolero en José Ignacio

El senador Alvaro Delgado, del Partido Nacional, denunció que se habría pagado un sobreprecio de 400 mil dólares por la descarga de un buque en la boya petrolera de José Ignacio. El legislador dijo a FM Gente que, como se presume que se está ante presuntas irregularidades, se realizó un pedido de informes a las autoridades. Además, reclamo que se remueva de su cargo al presidente de ANCAP, José Coya.

Delgado dijo que, según los informes que maneja, el 20 de setiembre llegó un barco a la boya petrolera de José Ignacio y recién se terminó haciendo la descarga el 15 de octubre. Señaló que cada día de atraso en esta tarea de descarga, que ANCAP tiene tercerizada, le cuesta al país 25 mil dólares, por lo que “la demora” en este caso implicó un gasto adicional de unos 400 mil dólares.

El legislador señaló que se argumenta que hubo problemas con las condiciones de tiempo en la zona, lo que se pudo comprobar, consultado los informes meteorológicos, que no es verdad. “Solo hubo dos o tres días, o a lo sumo cuatro, de mal tiempo… E incluso la descarga se hizo uno de esos días de mal tiempo”, explicó.

Por tanto, se está cursando un pedido de informes para que se aclare la situación, afirmó.

Delgado también señaló que hoy “nadie duda” que en ANCAP hubo problemas de gestión y situaciones irregularidades, algo que se cuestionaba cuando se creó la comisión investigadora del Parlamento. Dijo que, si eventualmente hubo ilícitos, será la justicia la que lo determine. Informo que la empresa va a terminar el este año con un nuevo déficit de más de 200 millones de dólares, por lo que acumula más de 800 millones de dólares de pérdidas en tres años, en momentos de consumo récord de combustible. También indicó que está demostrado que por las inversiones que realizó se pagó tres o cuatros veces más de lo necesario y que hubo gastos sin ninguna justificación.

Subrayó que el 18 de este mes culmina la labor de la investigadora y que va a haber conclusiones. Añadió que si el gobierno quiere capitalizar ANCAP, como ha manifestado, tiene que desplazar al actual presidente de la empresa, José Coya.

“Coya es parte del problema y no puede ser parte de la solución”, afirmó. “Si se quiere rescatar la empresa, tiene que ser sustituido”, resaltó. El senador no quiso estimar cuánto dinero se debería destinar a esa capitalización de ANCAP, en caso de que se resuelva tomar la medida.

Ayer, el senador frenteamplista Rafael Michelini declaró al diario El País Rafael que es partidario de capitalizar a ANCAP y de renovar sus autoridades en forma total o parcial.

 

Fuente: FM Gente

Entrevista al senador Alvaro Delgado en La Mañana Espectador

“Ancap no está mal gestionada, está fundida”

Álvaro Delgado –senador nacionalista– manifestó que Ancap era una empresa “emblema” de Uruguay y que, actualmente, está “precarizada” y “desfinanciada”. Asimismo, expresó que la situación es “insostenible”, ya que se está perdiendo mucho dinero: “Toda inversión sale cuatro veces más que la prevista y nadie se hace cargo”. El precio del combustible no baja debido a que, en su opinión, la empresa “necesita hacer caja”. “Ancap no está mal gestionada, está fundida”, agregó.

“Ya nadie duda de que haya problemas de gestión e irregularidades en la gestión”, manifestó. La mala imagen de Ancap, para Delgado, la ha generado “la pésima gestión” que los últimos gobiernos han tenido. Igualmente, en sus palabras, es una “oportunidad” para que haya un “sacudón” para las empresas públicas, en general. Para ello, es clave apuntar al profesionalismo y hacer una reestructura en la gestión.   “Hay que respetar la plata gente”, finalizó.

 


Fuente: Espectador.com

 

 

Álvaro Delgado dijo que Ancap terminará 2015 con la mitad de su patrimonio

“En momentos en que hay nubarrones económicos, problemas en la educación y la seguridad pública, la izquierda habla de una reforma constitucional. Se instalan estos temas para no hablar de los problemas que le interesan a la gente. Nosotros estamos para proponer.

Y si el gobierno tiene alguna propuesta concreta que la haga, si es para ayudar y nos piden una mano, nosotros damos las dos”, dijo ayer el senador Álvaro Delgado durante el Congreso Departamental del sector Aire Fresco en Salto.

Agregó que Aire Fresco es la “columna vertebral” del movimiento Todos. “Fue el primer sector que impulsó la candidatura de Luis Lacalle Pou, hoy tenemos el desafío de acompañar este proceso y la obligación de ser una alternativa al gobierno”, afirmó.

Delgado también se refirió a la investigadora de la gestión de Ancap qué el propuso en el Parlamento. “A esta altura, cuando falta poco para terminar el trabajo de la investigadora, podemos decir que hemos detectados problemas gravísimos de gestión. Todo lo probado demuestra que esta investigadora era necesaria. Hay situaciones irregulares con apariencia de ilicitudes que no serán determinadas por nosotros sino por quien corresponda en su momento”, sostuvo.

Delgado presentó en la última sesión de la investigadora boletas que prueban que Ancap está tratando de regularizar ante Aduanas importaciones de gas por US$ 3 millones que realizó en 2011. “Esto es más que una irregularidad. Es muy grave lo que ocurre”, indicó.

También cuestionó la posibilidad de que el gobierno decida capitalizar la empresa. “Si no se hace con una mejora de la gestión será tirar la pelota hacia delante. Si no se toman medidas urgentes, Ancap terminará este 2015 con la mitad del patrimonio que tenía el año pasado (unos 430 millones de dólares) y un endeudamiento de 2.100 millones de dólares. El déficit será de tres o cuatro veces más de lo que la ministra Carolina Cosse dijo en el Parlamento”, aseguró.

También criticó al presidente de Ancap, José Coya, quien dijo que la investigadora ha afectado la imagen de la empresa. “La investigadora ha permitido conocer el descalabro de una empresa que factura cuatro mil millones de dólares. A esta altura los que estuvieron al frente de Ancap y generaron esta situación deberían dar un paso al costado. Coya es presidente desde hace dos años y antes fue un gerente muy importante para Ancap, lo que dice es inaceptable. Debería poner el cargo a disposición junto a otros cuatro gerentes, dos de los cuales se niegan a venir a la investigadora”, afirmó el senador nacionalista.

Fuente: El País

Senador Alvaro Delgado reclama que gerentes de ANCAP acudan a Investigadora

El senador del Partido Nacional, Álvaro Delgado, informó que solicitará al directorio de ANCAP que ordene a los gerentes de la petrolera estatal acudir a la Comisión Investigadora que indaga en los balances de la empresa. “Creo que hay una coordinación en ANCAP para tratar de no venir”, indicó.

Delgado explicó que los mandos de ANCAP son el directorio y un Comité de Dirección que está integrado por cuatro gerentes, de los cuales dos se presentaron ante la Investigadora y los otros dos se negaron a brindar testimonio.

“Se ha negado a venir un gerente que tiene decisión y competencia sobre ALUR, y las plantas de cal y de portland, que son tres unidades de negocios con déficit y con problemas de inversiones que salieron mucho más de los presupuestado”, señaló.

Consideró “inaceptable” que un jerarca con poder de decisión no acepte dar explicaciones ante el Parlamento.

“Dijeron que era importante venir para aclarar todo, pero ahora no vienen y pienso que es para no aclarar”, manifestó el senador blanco.

Delgado comunicó que hará junto a la oposición “un planteo firme” al directorio de ANCAP para que ordene a los gerentes a comparecer ante la Investigadora, dado que están sometidos a jerarquía.

Fuente:  Radio Montecarlo

Senador Alvaro Delgado: Ancap regulariza este año ante Aduanas compras de 2011

Ancap comenzó a regularizar este año ante la Dirección Nacional de Aduanas (DNA) la documentación correspondiente a varias compras de gas realizadas en 2011 por tres millones de dólares, algo que no hizo en su momento y que podría configurar un ilícito administrativo.

El tema abrió la reunión de la comisión investigadora del Senado sobre la gestión del ente petrolero ante la que el senador nacionalista Álvaro Delgado presentó documentación que apunta a esa posible irregularidad. Según pudo saber El País, en la tarde del martes 10, la secretaria de Delgado recibió en su despacho del Parlamento a una persona que no conocía y que accedió al Palacio Legislativo tras decir que era pariente del legislador. La persona quería entregar al senador o a su asistente un sobre anónimo con la documentación que respaldaba la denuncia.

Ayer, Delgado enteró a los miembros de la comisión investigadora que el 3 de mayo de 2011, Ancap realizó diversas compras de embarques de gas butano y propano que ingresaron al país procedentes de Point Lisas, Trinidad y Tobago y que fueron directamente a la refinería de La Teja.

Una de las compras fue por US$ 1.514,857 y la otra por la suma de US$ 1.397.050, de acuerdo con la documentación presentada ante la investigadora, a la que tuvo acceso El País.

Pero el 25 de mayo pasado, en plena negociación de Ancap con Aduanas para regularizar las compras de gas hechas años antes, un funcionario de la DNA envió una nota a Ancap informando que el Departamento de Fiscalización de la dirección había observado y rechazado la factura o documento comercial de Ancap, porque “llamó la atención que en el Documento Único Aduanero (DUA) presentado por la petrolera en 2015 se incluyeran facturas de importación fechadas en el 2011”.

Según la investigación de Delgado, Ancap está regularizando importaciones atrasadas, algo de lo cual está en conocimiento su directorio.

Al plantear el tema ante sus compañeros de la comisión investigadora, Delgado consideró “grave esta situación”, y aseguró que tiene denuncias de “más casos como este” que respaldó con documentos del ente.

“Acá puede haber mucho más que desprolijidades o irregularidades. Puede haber figuras penales como delitos aduaneros porque se importó en 2011 y al parecer no se hicieron los trámites aduaneros correspondientes”, dijo el senador a El País. Esta situación, por lo menos a nivel administrativo, estaba en conocimiento de Aduanas, algo que queda probado con el intercambio de notas entre funcionarios de ambos organismos. Delgado citó nuevamente al directorio de Ancap.
Fuente: El País

Senador Alvaro Delgado: “Ancap se manejaba como la isla de la fantasía”

El senador Álvaro Delgado, promotor de la comisión investigadora sobre la gestión de Ancap, dijo que en el ente se evidencia “un manejo muy precario y un ejemplo de mala gestión, de mala administración y de poco cuidado con las empresas públicas.

En Ancap hubo un perjuicio contraviniendo normas de buena administración y además perjuicio para la gente porque hoy no podemos tener un combustible más barato producto del déficit acumulado que tiene”.

Afirmó que en el ente fueron constatados “errores de gestión con planificación de inversiones erradas y un endeudamiento financiero que no tiene ningún asidero, contraviniendo toda la estrategia que siguió el gobierno nacional”. Consideró que Ancap “se manejaba como la isla de la fantasía. No se compartía información y tenía una paramétrica aislada. Todo el endeudamiento lo multiplicó por seis y en dólares a corto plazo. La verdad, la administración fue muy mala” precisó el legislador. Sostuvo que se constataron “problemas de gestión, con situaciones inconvenientes e irregulares. Si constatamos algo más, al final de la investigadora vamos a tomar la definición del caso” anunció el senador en Fray Bentos. Delgado precisó que durante la semana se trató el tema vinculado a la compra del remolcador. “Ahí tenemos un ejemplo bien práctico. Ancap manda a construir un remolcador con la Armada por US$ 12,5 millones. Lo inaugura (José) Mujica en 2013 pero el remolcador nunca pudo andar. Mientras tanto, estamos alquilando un remolcador por el que hemos pagado US$ 5,5 millones desde 2013 a la fecha, y todavía no funciona aquel remolcador que mandamos construir” explicó el legislador nacionalista.

Delgado explicó lo que ocurre con la empresa que transporta cal a Brasil y que calificó como una “grosera irregularidad”. “Ya pagamos US$ 7 millones en multas y seguimos pagando US$ 150 mil por mes. En Ancap se le perdió respeto a la plata, que es de todos. Son pérdidas millonarias”, afirmó.

Fuente: El País